Friday, September 28, 2007

Me convidas?

Entonces la gente se puede, también, dividir entre:
- Los que en el recreo del colegio siempre te pedían de lo que estabas comiendo y nunca tenían nada para convidar.
- Los que cuando les pedías y te convidaban te entregaban el sánguche entero.
- Los que cuando les pedías y te convidaban te ponían el límite de la mordida poniendo los dedos.
- Los que lambeteaban el elemento a ser convidado para, justamente engullirlos ellos solitos mientras vos revolcabas del asco.

6 comments:

angustiado said...

Y te olvidaste de los que convidaban pero te cobraban 20 australes la mordida de sambuche

masdelomismo said...

Albricias!!! Volvieron los comments!!!
Viva la patria! Carajo!

Manón said...

ahhhhhhhh, TOTALMENTE;

falta también los que se escabullían vaya a saber dónde por esos minutos en que les duraba el sámbuche para comerlo a escondidas y volvían con migas en la comisura de la boca.

Julián said...

yo era de los que daba el sanguche entero, a pesar de que muchos se comían medio sánguche de un mordisco...cada uno sabe lo que elige...

Libélula de Acero said...

Anus: en mi colegio de esos no había. Ninguna tenía visión capitalista, claramente.
Juani: ya es noviembre?
Manon: esos, son los mas jodidos de todos!
Julián: queda gente buena en el mundo!

roberta said...

A mí nunca me daban plata para comprarme nada, pero tampoco me atrevía a pedir a los que tenían. La peor de las combinaciones.

Tu blog tiene cosas muy divertidas.

Saludos!